5 nov. 2007

Atardecer solitario



Desmaya en timidez
el atardecer
comienzan gaviotas
a murmurar
y el orfebre sol que ilumina
deja sus rayos durmientes
sobre las aguas del mar

Instantes después
ya se abisma
su brillo
en el mar se consume
Despliega
sus dedos al cielo
pintando de rojo las nubes

Y en el suave
murmullo de las olas
que provocan al chocar
contra las piedras
siento tu dulce voz
que me arrulla
enredándose por mi ser
como la hiedra...

Escribo tu nombre
en la arena...
Pienso...
en tu triste ausencia
sufre mi corazón
y se apena
mintiendo...
estar con tu existencia

0 comentarios:

 
© 2009 Template modificada por el grosso Facu para Juan